miércoles, 25 de abril de 2007

El complicado mundo del pañal

Aquí como en todo hay gustos como colores, cada uno opina una cosa, cada padre o madre porque los verdaderos usuarios... poco pueden decir.
La cuestión es que según las últimas iniciativas al respecto se vuelve a buscar la efectividad de los tradicionales pañales de algodón por diversas razones. Según estudios realizados sobre el tema, los pañales de algodón resultan cuatro veces más baratos que los de usar y tirar a la economía familiar, sin duda se trata de un dato a tener en cuenta, pero es que además, según las opiniones a favor de este regreso a las tradiciones, los pañales de algodón consiguen mantener el culete del bebé menos mojado ya que una capa de celulosa (que es lo único que va a la basura) mantiene separado el algodón de la piel del niño, vamos que los peques que los usan no notan ninguna diferencia ni en la humedad ni en la facilidad de movimientos que les permiten estos pañales.
Para las madres en general, los pañales de usar y tirar fueron un invento magnífico, sobre todo las madres que ya empezaban a trabajar fuera sin dejar de hacerlo dentro de casa... pero según algunos, ahora, las lavadoras automáticas permiten que se vuelva a los antiguos pañales de algodón, de hecho hay tiendas y marcas que los ofrecen a sus clientes.
Y es que además, según los grupos a favor de este tipo de pañales, los pañales tradicionales suponen un ahorro para las familias y para el medio ambiente, algo que no debemos olvidar y menos en estos tiempo tan caóticos que vivimos.
Los bebés llegan a utilizar entre cinco y seis mil pañales de usar y tirar, en algunos municipios españoles esta cantidad supone un 3% de sus residuos finales. Y suponen un gasto para las familias en torno a mil ochocientos euros, un gasto más que respetable.
Habría que contabilizar por otra parte para ser ecuánimes, el gasto de agua que conllevan los pañales reutilizables 100% algodón... pero hasta ascender a mil ochocientos euros... parece que es una cifra demasiado alta.Ahorro energético, ahorro económico, menor contaminación ambiental, igual comodidad para nuestros bebés... ¿estaremos volviendo a las buenas costumbres o será una moda pasajera? Sólo el tiempo lo dirá...

Lo que deprime el peso a las mujeres....

A veces las cosas conviene tomarlas con sentido del humor, total para el rato que andamos por aquí... pues mejor riámonos un poco ¿no?. Según un reciente estudio realizado en Australia, el bajo peso de los bebés al nacer aumenta el riesgo de depresión en la edad adulta. Nosotros no decimos que no, “doctores tiene la iglesia”, pero ¿no les resulta demasiado drástica la conclusión?. Pues verán cuando sigan leyendo... Es cierto que siempre insistimos en que los cuidados prenatales van a influir en el desarrollo de una buena salud mental, psíquica y física de los bebés, de los futuros adultos, bueno pues según este grupo de investigadores australianos los propios médicos deben ser conscientes de que el bajo peso va a ser un factor de riesgo en una depresión futura en las niñas, o sea, en las futuras mujeres.
Sí, es que en los hombres adultos no se encontró esta relación, fue sólo en las mujeres que habían tenido bajo peso al nacer.
Aunque para finalizar, los autores de este estudio concluyeron con que no podían determinar los mecanismos específicos que relacionan el crecimiento fetal insuficiente con los problemas de salud mental futuros... sí, esas fueron las conclusiones finales, o sea, que se quedaron prácticamente como al principio, de hecho plantearon la necesidad de seguir investigando en esta posible relación, algo que nadie discute.A veces está claro que las investigaciones, las noticias, los titulares,... hay que tomarlos sobre todo con cautela y con mucho sentido del humor aunque no se traten de ninguna broma.

El traído y llevado concepto de "continuum".

Manejar a los bebés durante los primeros meses de vida es como navegar continuamente en un mar de dudas (cuando somos primerizos...). Hasta hace poco y dependiendo de las fuentes, compartir la cama con el pequeño no era ni extraño ni desaconsejable, bueno pues ahora sí. Según un reciente estudio realizado por expertos en la materia, los niños que duermen plácidamente en su cuna tienen menos propensión a sufrir muerte súbita.
Es cierto por otra parte, que este es un tema sobre el que la comunidad médica no ha conseguido llegar a un consenso, lo cual hace más complicada la decisión para los padres.
Por ello desde Canadá se ha revisado los estudios realizados sobre este asunto para llegar a la conclusión de que los niños menores de dos años que comparten cama durante la noche con sus padres, tienen un riesgo mayor de padecer muerte súbita.
Es de sobra conocido que si los padres son fumadores o padecen obesidad no deben dormir en la misma cama que sus hijos porque esa posibilidad de sufrir muerte súbita por parte del bebé es aún más elevada.
Otra conclusión del estudio canadiense señala a que este riesgo es aún más elevado cuanto más pequeños son los bebés, sobre todo si estamos hablando de niños menores de diez semanas de vida. Lo que también exponen es que estos mismos niños, por otra parte, pasan más tiempo recibiendo lactancia materna, con los beneficios que para su salud esto conlleva.
Ante esta disyuntiva son cada vez más los padres que modificando durante unos meses la decoración de su dormitorio realizan verdaderos ingenios para que su pequeño siga durmiendo en su cuna “adosándola” a la cama de los papás, cerca de la mamá para que también se alargue cómodamente el periodo de lactancia materna sin interrumpir “en exceso” el descanso de padres e hijos.
Al final tampoco tenemos que asustarnos en exceso por las novedades y por si sabremos o no cuidar a nuestro recién nacido, es bueno informarse de todo pero el sentido común seguro que pone cada cosa en su sitio.

martes, 17 de abril de 2007

El Palau de la Música se llena de bebés

De momento van a ser dos fines de semana pero, quien sabe, si la iniciativa funciona, si los niños disfrutan y si así se fomenta el amor por la música ¿por qué no repetir? Se trata de la iniciativa que en este mes va a desarrolla el Palau de la Música de Valencia, que va a ofrecer dos conciertos especialmente dirigidos al público que menos sabe fingir, al que si algo no le gusta.... llora, sí, dirigidos a los bebés.
Los recién nacidos, como es lógico, podrán acudir al Palau de la Música de Valencia acompañados por sus padres o familiares los días 26 y 27 de este mes de abril, concretamente a la sala Martín y Soler. Las sesiones serán de 11’30 y 12’30 de la mañana y no sólo escucharán composiciones de Haendel y Mozart especialmente adaptadas para este público, también habrá obras de grandes músicos valencianos acompañadas todas ellas de proyecciones audiovisuales que seguro van a encandilar a los más pequeños.... y a sus acompañantes porque este tipo de melodías está comprpbado que relaja a los bebés y sin duda también lo conseguirá con los adultos, a los que tampoco les vendrá mal un breve respiro.
Ya hemos mencionado la importancia de la música en el desarrollo psíquico, físico e incluso emocional de los más pequeños e iniciativas como estas suponen un estímulo más para los bebés. Bebés que como bien saben los responsables del Palau de la Música de Valencia, en un futuro serán adultos que pueden disfrutar consumiendo estos productos tan exquisitos.
Los conciertos pensados para niños de 0 a 1 año están inscritos en la celebración del vigésimo aniversario de esta entidad musical y sus responsables pretenden implantar esta buena costumbre e ir aumentando esta cita con la música.
Los interesados en acudir con sus peques a estos conciertos deben darse prisa porque el aforo es limitado.
Pero no sólo hay música para bebés en el Palau de la Música de Valencia, también tienen “Música en Familia” un programa cultural que en 2006 consiguió acercar a 15.000 personas al mundo de la música con mayúsculas. Bandas sonoras, mimo, piezas de Rossini, Prokofiev y por supuesto, Mozart, serán algunos de los platos que se van a poder disfrutar en este suculento menú musical... vayan abriendo boca porque esto promete muchas satisfacciones.

domingo, 1 de abril de 2007

La discutida episiotomía

Sin duda se ha convertido en una práctica tan habitual como discutida en los partos vaginales, sobre todo en las madres primerizas. Consiste en un corte en el periné para poder ampliar el orificio de la vagina y la vulva, así se previenen desgarros del periné en el parto mucho más complicados de cicatrizar que un corte limpio como este.
Normalmente mientras se está en el hospital las enfermeras deben ser las que se encarguen de realizar la limpieza y vigilancia de la herida pero en casa esto tiene que hacerlo la propia paciente.
Las medidas higiénicas son fundamentales para la recuperación de la episiotomía. La zona debe lavarse con agua y jabón neutros, hay quien prefiere hacerlo con agua y sal gorda sobre todo si existen signos de infección. La zona debe secarse muy bien con pequeños toques de toalla y sin frotar, siempre de delante hacia atrás para evitar que los gérmenes lleguen a esta zona desde el ano. Hay quien prefiere secarse la zona con un secador de mano a una velocidad y temperatura suaves, quizás sea lo más efectivo y lo más seguro... todo es probar lo que a cada una le vaya mejor.
La aplicación o no de antisépticos debe ser recomendada o consultada al ginecólogo siempre teniendo en cuenta si la paciente está dando el pecho al bebé o no.
Es recomendable emplear siempre compresas de algodón, las que tienen plástico evitan la transpiración de la zona y la humedad no conviene a la cicatrización de esta herida, es mejor también utilizar braguitas de algodón o desechables y evitar la ropa ajustada que comprima la zona.Importante también para el bienestar de la reciente mamá, es tratar de evitar el estreñimiento porque la tirantez en la zona puede complicar el proceso de cicatrización. Lo mejor: intentar prevenirlo con una dieta rica en fibra y consúltarlo con tu médico.

Lactancia materna: y el papel del papá.

Ya no sois dos, sois tres. Y las relaciones cambian, se enriquecen, se adaptan, se modifican, se engrandecen: cambian. Cambian mucho. Y ahora, al principio, aún más. “Adaptación” es la palabra mágica.
El bebé ya ha llegado, ya está aquí, ahora hay que disfrutar uno de los momento más mágicos de ser padres: alimentarlo con lo que más beneficios le va a proporcionar, la leche de su madre.
La lactancia materna no deja de ser otro momento de la vida en pareja, un momento que puede vivirse con estrés o con tranquilidad, con cariño o con agotamiento, con apoyo o con abandono. Un momento que fortalece los lazos afectivos no sólo madre-hijo sino también padre-madre y por qué no padre-hijo, todo está en saber buscar el momento y el lugar para cada uno.
A veces, la reciente mamá puede sentirse insegura a la hora de verse capacitada para alimentar a su hijo, la labor tuya, papá, debe ser estimularla y sobre todo animarla para que lo haga, para que se dé cuenta de que puede hacerlo perfectamente. No tengas ninguna duda de que tu apoyo va a ser fundamental en este momento, tú eres quien mejor la conoce, sus gustos, sus deseos, sus preocupaciones, sus agobios, sus neuras... Siempre que sea posible no te pierdas el momento de amamantar, simplemente tu presencia, tu conversación, tus gestos,...son factores fundamentales para reafirmar el nuevo vínculo afectivo entre los tres.
Sí, ten toda la paciencia a mano... y toda la comprensión que puedas tampoco te vendrá mal, el cariño es la mejor medicina, evita las discusiones nimias y supera las impaciencias, no siempre lo urgente es lo importante... mantente sereno aunque a veces parece más fácil decirlo que hacerlo, es cierto.
Es poco probable que la nueva mamá pueda llevar a cabo su vida diaria con normalidad aunque lo intente..., las necesidades del recién nacido es obvio que son prioritarias, tu puedes colaborar en la casa y por supuesto, con las tareas del bebé: cambiar pañales, vestirle, bañarle,... y por qué no, intenta cuidar de ella y cuidarte a ti, tal vez los momentos de lactancia son buenos momentos para relajarse y tomarse un zumo juntos... ¿no?
Si tienes más hijos este es su momento y el tuyo, no hagas sin darte cuenta que ellos se sientan en un segundo plano, la mamá tendrá que dedicarse más al recién llegado sobre todo con la lactancia materna pero que no la acapare, es más fácil que una vez terminado de lactar tú te encargues del pequeño y ella pueda charlar o jugar a algo tranquilo con el hermano mayor, que no sienta que tiene que compartir en exceso a la que hasta ahora era solo su mamá.
La lactancia materna hasta los seis meses (según la OMS en exclusiva hasta ese momento) o más allá y el cariño y apoyo es todo lo que tu bebé necesita (de momento...) para crecer sano y feliz. Sí, amamantar al bebé requiere un esfuerzo y dedicación materna que será mucho más llevadero si el papá entiende la gran importancia de la lactancia para su nuevo hijo, esto, es cosa tuya...

"Descubriendo a los Ronbinsons"

Aventuras, muchas aventuras. Coches voladores, máquinas inverosímiles, muchos movimientos y como es lógico muchas música. Se trata de la llegada a las carteleras de toda España de la última película de Disney “Descubriendo a los Robinsons”, una historia basada en el libro de William Joyce, “Un día con Wilbur Robinson”.
¿Recuerdan aquel refrán antiguo que dice que “en todas partes cuecen habas y en mi casa acalderadas”? Que viene a decir que en todas las casas y en todas las familias existen sus más y sus menos, sus pequeños problemas o sus grandes virtudes... bueno, pues eso en versión futurista y con la pátima de la Disney es lo que viene a contarnos esta nueva película que por supuesto, llenará las salas de niños, papás y mamás para disfrutar con las aventuras de Lewis, deWilbur, del extraño sombrero y en castellano... de las voces del cantante y actor Raphael y su familia, su mujer para ser más exactos, Natalia Figueroa.
En la versión original las voces son las de Tom Shelleck y Angela Basset, en la versión española... todo queda en casa, son familia delante del micro y en la pantalla grande. Raphael y su esposa van a prestar su voz no a los Robinsons, protagonistas de la historia sino a los Harrington, otro matrimonio que tendrá cierta importancia en el desarrollo de los acontecimientos así que, si pueden, tengan el oído muy atento.
Será más fácil descubrir al artista en alguna de las canciones que también interpreta en la cinta, como la que suena cuando aparecen los créditos finales pero, descubrirle en la piel del señor Harrington e incluso tratar de ver su rostro...tiene su atractivo, es como jugar a la vez que se ve una película ¿no creen?
Sí, por primera vez en la historia de Walt Disney una secuencia de esta película se va a alterar para que en la versión española aparezca el rostro de Raphael en pantalla, en la versión original será el rostro de Tom Selleck. Una novedad que aumenta si cabe el atractivo de esta historia “Descubriendo a los Robinsons.” Que la disfruten.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...