Tus Hijos no Son Tus Hijos, Ni Tus Pensamientos, Ni Tus reflexiones, Ni Tus Tuits,...

Que una escribe lo que le apetece, lo que le provoca y lo que le pasa por la cabeza es una realidad. Por eso una se abre un blog y lleva haciéndolo desde el 2007.. ¡ahí es nada!Con sus altibajos, como todo en la vida, con sus idas y sus venidas, con sus renovaciones, sus recién llegados y sus intocables, con su incontinencia teclil (si es que el palabro existe, que viene a ser como la verbal pero por escrito).
Vamos que sí, que escribo porque quiero y me gusta pero....
..siempre tiene que haber un pero, eso es así.



mamás full time redes sociales copiar coincidir pensar
Y no aprendo.. se me suele quedar esta cara siempre que me pasa.. esto también es así.



Cuando escribes porque te lo pide el cuerpo seamos sinceros, no escribes para que te lean, primero escribes porque quieres, es una necesidad. Surge una idea, una noticia o una reflexión y tu la escribes, la analizas, la diseccionas, la interpretas, la vomitas y te quedas tan a gusto. 
No siempre te quedas a gusto con cómo lo has escrito pero sí con lo que has querido escribir.
Escribes por una necesidad íntima y primaria. Es como una especie de psicoanálisis, tú lo sueltas y ahí queda eso.
Lo que no lleva implícito que alguien lo lea... y aún menos que a alguien le guste.
Con eso vas, eso lo asumes y lo aceptas. A fin de cuentas recordemos, tú escribes porque te lo pide el cuerpo, el tuyo... no el del supuesto lector.
Que sí.. que siempre es agradable sentir que alguien te lee y ya si encima te lo dice, lo comenta o incluso lo critica pues aún es mucho más agradable, seamos sinceros.

mamás full time redes sociales copiar coincidir pensar
Que sí, que sí... ¡¡ellos se lo pierden!!
Lo que llama poderosamente la atención es cuando tocando el mismo tema, hablando de la misma noticia, criticando o comentando el mismo hecho parece como si a tí nadie te oyera.
Eso de predicar en el desierto, pues lo mismo, pero un desierto lleno de ordenadores, de teclas y de dedos.
Tu escribes un post, cuelgas una reflexión en tu muro, pones un tuit y ya está. 
Volvemos a lo de antes: porque me apetece.
Y al rato, al cabo del día, a la semana siguiente... ¡coño! el mismo tuit, el mismo tema, la misma reflexión, está circulando por ahí tan fresca, como si tal cosa.
Obviamente no, no hablo de plagio pero... me resulta tremendamente curiosa la coincidencia.
Y no tampoco hablo de interpretaciones, ahí entendería que para gustos los colores. Hablo de coincidencia, total y absoluta coincidencia. Así, con todas sus letras.

Se ve que eso debe ser lo que llaman ser "influencer"
Yo sigo a lo mío... que es ver como algunos de "mis hijos" crecen sin que yo me haya dado cuenta gracias a otras manos y a otros ojos que les ven más guapos y más apetecibles que cuando yo les parí ¡cómo la vida misma, oigan! ¿qué no?

mamás full time redes sociales copiar coincidir pensar
Ahí.. como una sirena varada con mis pensamientos... ¡qué profundo todo, oigan!

0 comentarios:

¿Alguna idea al respecto que te apetezca compartir?
¡¡Genial!!
..y muchas gracias por hacerlo.

Mientras tanto en Instagram..

Follow @ pilar_mamasfulltime